Brillo

El brillo
que te eclipsa.

La verdad negada
pegada a tus vértebras.

Recuerdos
de Thomas Bernhard,
de Sartre,
golpean mi cabeza.

Cuando te sangren las encías,
cuando se rompa tu párpado,
cuando te destrocen el bazo,
cuando pierdas hasta la respiración.

Entonces será el momento,
comenzará la reconstrucción,
el vacío se volverá a apoderar de todo,
la nada como origen del todo.

Allí,
sentado en la lejanía
te contemplo pasar,
apenas me importas,
resides en el interior
de una lejana neurona.

Pablo Malmierca

Anuncios