Vigilia

Obligado a transitar en tu sueño
intento disfrutar de mi castigo.
Lucidez agotadora
que me trata de envolver
con sus tentáculos de sombría luz.
Acabo de sucumbir
ante otro destello luminoso,
no llego a comprender su significado.
Otra luz cegadora llega a mente.
Esta noche no comprendo
el significado del sueño,
mi cuerpo permanece activo
mi mente transmite vibraciones de lucidez.
Creo estar extraviado,
estoy percibiendo tu presencia
en cada esquina de mi habitación.
Ya comprendo esa luz,
eres tú,
que desde tu morada has venido a visitarme
en esta noche sombría,
no rechazo tu compañía,
es más, la necesito,
te necesito a cada instante;
vuelve cada noche a mi morada,
y yo, tu guardián secreto, te velaré cada anochecer.

Anuncios